TOMATE CON SABOR A INFANCIA

Gracias a su aroma, textura y sabor, un grupo de agricultores chilenos de la localidad de Peumo, cuyos padres hablaban del tomate con sabor a infancia, se han dedicado de lleno a rescatar el ancestral tomate rosado, que de a poco fue desplazado por los cultivos industrializados actuales.

La iniciativa de “revivir” esta fruta, una variedad atávica de la familia de las solanáceas, fue impulsada y financiada por la Fundación para la Innovación Agraria, dependiente del Ministerio de Agricultura chileno y llevada a cabo por agricultores locales. “Éste tomate que se consume en esta zona desde hace medio siglo, es anterior a todos los procesos de mejora genética de los tomates que acabaron interviniendo sus propiedades originales, como la textura, el sabor y el color” asegura Ricardo Quiroz, director técnico de la Cooperativa Campesina de la Región del Maule, agregando que “Los tomates modernos e intervenidos, si bien tienen mejor presencia, pierden sus propiedades más importantes: el sabor y el aroma”.

Share this post